Somos especialistas en Adiestramiento Canino

Corrección del comportamiento a domicilio

El adiestrador se desplaza al domicilio para asesorarle en situaciones puntuales en las que el cliente necesite ayuda para solucionar problemas de específicos.

El adiestrador se desplaza al domicilio del cliente, se realizan 4 clases a la semana con una duración de una hora cada una. Existe la posibilidad de que el propietario lleve la correa y el adiestrador le oriente en como hacer el adiestramiento o bien el adiestrador realiza el adiestramiento y al terminar el curso se hace el cambio de mando para enseñarle al propietario a llevar al perro.

Adiestramiento perros barcelona, adiestramiento canino barcelona

Curso intensivo (internado)

En esta modalidad la mascota permanece con nosotros en nuestras instalaciones entre cuatro y cinco semanas y el adiestrador es quien se encarga de enseñarle al perro la obediencia, al terminar el curso se realiza el proceso de cambio de mando en el cuál se le enseña a los propietarios a llevar al perro logrando así que el perro se comporte igual con el adiestrador y con sus propietarios.

Adiestramiento perros barcelona, adiestramiento canino barcelona

Curso clases personalizadas

El curso consta de veinte clases en las cuales el propietario acude a nuestras instalaciones con su mascota 2 o 3 días por semana, el adiestrador supervisa, orienta y asesora en todo momento al propietario respecto a la forma en la cual se debe adiestrar al perro.

Adiestramiento perros barcelona, adiestramiento canino barcelona

Curso de Adiestramiento Obediencia (16H)

Utilizando las técnicas más avanzadas en el campo del adiestramiento, el curso de obediencia de 16h plantea un método de trabajo novedoso y atractivo para todos los públicos; un adiestramiento funcional que permita a los perros adaptarse dentro de la sociedad urbana en la que vivimos.

Adiestramiento perros barcelona, adiestramiento canino barcelona

Contacto

  • Cami de l´Arbret s/n.
  • Gavá, 08850 Barcelona (Esp.)
  • Tel.: (+34) 93 633 11 84
  • M.: (+34) 606 71 12 64

Importancia del Adiestramiento Canino

Vivir felizmente con tu perro es totalmente posible. Podemos aprender a dominar a nuestro perro con unas cuantas órdenes, podemos estar tranquilos sabiendo que acudirá a nuestra llamada mientras paseamos o hacemos cualquier otra actividad, u observar relajados como se divierte con otros perros sin el temor a que se escape, le hagan daño o se pueda pelear con otros perros. En definitiva, disfrutar de la convivencia con el nuestro animal. tenemos que entender que un perro no es una persona, ni tiene las mismas necesidades de un humano ni la misma manera de comunicarse. Normalmente tenemos tendencia a humanizar a nuestros perros, les damos todo el cariño sin pedir nada a cambio pensando que eso es lo mejor para ellos, y la realidad es que esto no es funciona exactamente así. Los perros deben saber cuáles son las normas de la casa donde viven, respetarlas a ellas y a todos los miembros de la familia. Únicamente de este modo conseguiremos una convivencia en armonia y cien por cien feliz para todos. Aunque para eso primero nosotros debemos ser quienes establezcamos unas reglas y sepamos cómo aplicarlas. Es fácil, sólo hay que tener tesón y paciencia, y a un profesional del adiestramiento cerca para que nos pueda ayudar y corregir al perro en ciertos momentos.

Adiestramiento y entrenamiento de perros de todas las razas

Un regalo especial

Crecer acompañado de un perro es una de las mejores experiencias de vida que un niño puede tener. El que un niño tenga un perro tiene muchas ventajas: Tiene un compañero de juego permanente en todo momento. Aprende, sin darse cuenta, a ser responsable de un ser vivo; a dejar sus propios deseos al tener que cuidar y preoocuparse de otro y a acostumbrarse pronto a las obligaciones.

Cuenta con uno de los mejores guardianes que existen ya que la gente respeta a los pastores alemanes, pues es de todos sabido las virtudes de esta noble raza. El perro propio es una válvula para el exceso de sentimientos de cariño. Esto es muy importante en la edad escolar, pues entonces ya hay que ocultar y reprimir deseos. El perro es un confidente que siempre está ahí y que siempre le comprende a uno. El perro y el niño aprenden uno del otro que no debe lastimarse a nadie. Aprenden a conocer los limites que no se deben sobrepasar. El niño aprendeel comportamiento social sin necesidad de que nadie le marque constantemente una pauta. El niño prefiere jugar con el perro que estar enganchado al televisor

Se ha podido comprobar que los niños con perros son mucho más autosuficientes y espontáneos que otros, y que sus relaciones con los adultos no se perturban. Por otro lado, los perros de niños nunca son neuróticos ni histéricos.

llamar